Negocio redondo

Por: Internet / Excelsior Día de publicación: 2017-07-17 /


Los contratos multimillonarios de los astros del deporte incrementan el valor de sus  equipos y también son redituables en sus ligas

CIUDAD DE MÉXICO.

James Harden, Derek Carr y Stephen Curry han sido noticia en las últimas semanas tras firmar los contratos más lucrativos del deporte estadunidense, uniéndose a jugadores como Lionel Messi, del Barcelona, que tiene acuerdos exhorbitantes con su equipo.

Harden acordó seguir con los Rockets de Houston hasta 2023 por 228 millones de dólares. Curry firmó un acuerdo de cinco años por 201 millones y Carr tendrá el contrato más lucrativo de la NFL con  125 millones y cinco temporadas.

Al momento, Messi gana alrededor de 53 millones de dólares al año, de acuerdo a cifras de la revista Forbes.

Estos contratos, escandalosos y excesivos a primera vista, lo que en realidad logran es que estos jugadores generen millones de dólares en ganancias para sus equipos.

La semana pasada los Rockets anunciaron que James Harden se quedaría seis años tras firmar la mayor extensión en la historia de la NBA.

El guardia, de acuerdo con proyecciones del sitio Sportrac, ganará 28 millones en la temporada 2017-18 y su salario irá creciendo hasta llegar a 46 millones para la campaña 2022-23.

El jugador ha sido redituable para una franquicia cuyo valor llegó a mil 650 millones de dólares en 2017 cuando, en 2012, año en el que llegó Harden a Houston, valía 453 millones.

Días antes que Harden, Stephen Curry había firmado el acuerdo más lucrativo de la NBA para seguir con los Warriors de Golden State. Fueron 201 millones de dólares repartidos en cinco años, acuerdo que fue posible gracias al nuevo contrato colectivo firmado entre la NBA, la Asociación de Jugadores y los dueños de los equipos.

Jugadores de la NFL y del beisbol de las Grandes Ligas expresaron su sorpresa por el salario que recibirá Curry. LeBron James aseguró que  su gran rival en el basquetbol vale 400 millones de dólares.

La situación de los Warriors es similar a la de los Rockets. La franquicia tiene un valor de 2.3 mil millones de dólares. El inversionista Joe Lacob compró por 450 millones al equipo en 2010, un año después de la selección de Curry en el draft de 2009.

En siete años, Golden State incrementó su valor casi cinco veces.

Derek Carr, quarterback de los Raiders de Oakland, se convirtió en el jugador de futbol americano mejor pagado este 2017 con un contrato de 125 millones de dólares, en el que ganará un promedio de 25 millones al año. Carr se ganó este nuevo acuerdo tras llevar a su equipo a ganar 12 de 16 juegos de temporada regular después de que en 2015 los Raiders terminaron con marca de 7-9.

Además, en un año el valor de los Raiders ascendió de 987 millones a más de dos mil millones, en parte también a la decisión de mudar la franquicia a Las Vegas a partir de 2019.

El valor de Messi

Mientras que en Estados Unidos los salarios de los jugadores de las cuatro principales ligas (NBA, NFL, MLB y NHL) están restringidos por los contratos colectivos, en el futbol existen pocas limitaciones, lo que beneficia a grandes estrellas como Lionel Messi. El contrato del argentino no es público, pero la revista Forbes aseguró que en la temporada 2016-17 su salario fue de 53 millones de dólares, cuando el Barça tuvo ganancias por  560 millones de dólares. El sueldo de Messi representa el 20 por ciento de lo que genera el Barça en un año.




Artículos relacionados

Comentarios sobre esta nota

Comenta esta nota