De Primera Mano

Por: Francisco Javier Ruiz Quirrín / primeraplanadigital.com.mx Día de publicación: 2017-10-12 /


Por Francisco Javier Ruiz Quirrín Béisbol: Hasta en los privilegios, hay niveles


NO ESTAMOS descubriendo el café con leche si recordamos que, antier, ayer y hoy, los gobiernos se han encargado de utilizar el dinero de la gente, vía impuestos, para construir grandes estadios de béisbol. Logrado este objetivo, los concesionan a grupos de la iniciativa privada para que los utilicen y ofrezcan al gran aficionado sonorense el espectáculo del popular juego de pelota.
Claro, el empresario busca no perder dinero y ha encontrado en las firmas cerveceras una garantía de ingresos, condicionando la venta de alcohol a miles de personas que hacen del juego una enorme cantina.
No sólo eso. El empresario beisbolero obtiene ingresos también por las transmisiones de radio y televisión y ventas de otros productos como espectaculares y la plaza de la comida, también construída en su momento por los gobiernos en turno con dinero de Juan Pueblo.
El denominador común de los empresarios del béisbol es que no ganan. Más bien, aseguran que pierden dinero. Pero el pragmatismo del pensamiento de la iniciativa privada los lleva siempre a obtener una ganancia. Esa es la verdad. Y si el equipo logra llegar a los play-offs, con mayor razón.
Como sea, la firma cervecera obtiene la firma de la exclusividad y asegura el pago de la nómina de los jugadores, algunos de ellos con contratos en miles de dólares por mes.
Hasta ahí todo es “normal”. El gobierno de Faustino Félix Serna le construyó a los “Yaquis” de Obregón y “Naranjeros” de Hermosillo, sus estadios a inicios de la década de los años setenta. Manlio Fabio Beltrones les construyó la plaza de la comida a los directivos Naranjeros en la década de los noventa y, antes de salir de palacio, les renovó el contrato de comodato para el uso del estadio por los siguientes treinta años.
Luego, Guillermo Padrés construyó el estadio “Nuevo Sonora”, concesionado de nuevo al Grupo Mazón y socios para convertirse en la casa de los “Naranjeros” y los yaquis no quisieron quedarse atrás y procedieron a imitar a los hermosillenses. Con la ayuda total del gobierno, se terminó el nuevo estadio Yaqui.
Nada es novedoso, es cierto. Como tampoco lo es que aún recibiendo los privilegios de las concesiones oficiales, todavía se den el lujo de organizar las reventas del boletaje de los juegos de béisbol. El aficionado, que en su momento aportó sus impuestos para que se construyera el estadio, todavía tiene qué pagar dos o tres veces más el valor de un boleto para disfrutar del espectáculo, víctima de la reventa por parte de especuladores que trabajan en entera libertad, bajo la seguridad de la propia autoridad competente y de los directivos del equipo.
Para el juego inaugural de esta temporada de la Liga Mexicana del Pacífico 2017-2018, se anunció dos días antes que los boletos se habían agotado. Evidentemente, usted puede ir al estadio y en las afueras adquirir sus boletos a un valor muy superior del autorizado.
No sé usted qué opine al respecto, pero quizá esté de acuerdo conmigo en que esa actitud es un verdadero abuso.
Y no sólo eso. En realidad es toda una grosería.

LAS REACCIONES ante la renuncia de Margarita Zavala Gómez del Campo de Calderón a su militancia dentro del Partido Acción Nacional, empiezan a sumarse la de algunos personajes “sonados” en Sonora… Ayer trascendió la carta-renuncia de Gustavo de Unanue Galla, un veterano militante de ese partido y por muchos años, delegado de la Secretaría de Desarrollo Social en Sonora… Claro, es un personaje que en estos momentos han dejado fuera de “la jugada” y es probable que si tuviera alguna atención especial y posición por parte de la dirigencia que preside Damián Zepeda y David Galván, dicha renuncia no se hubiese concretado… Quizá el mismo camino lo continúe David Figueroa Ortega, quien se sabe no querido por el actual grupo al frente de su instituto político en el Estado… Por la tarde se supo de la renuncia al partido también, de Luis Fernando Rodríguez Ahumada, excolaborador de Guillermo Padrés, pero cuyo final en ese sexenio no se dio en los mejores términos y siempre ha mantenido una relación de amistad y colaboración con Margarita… Y todavía habría qué esperar los siguientes días para observar el fenómeno de deshojar a un Partido, cuyo dirigente nacional –Ricardo Anaya– se ha convertido en los hechos, en el mejor aliado del PRI…

LA CASA de la Cultura de Hermosillo está cumpliendo 37 años de presencia y labores… Para conmemorarlo, anoche se ofreció un concierto por parte de la Orquesta Filarmónica del Estado en el teatro del lugar, con un programa que se denominó “De Sinatra a Manzanero”… Aquello fue todo un espectáculo, porque los arreglos musicales logrados de melodías clásicas de esos cantantes y compositores, son originales… Espero hayan pensado en producir un disco con el concierto ofrecido, en vivo… Porque si no fue así, qué perdida de oportunidad… Y qué falta de imaginación.




Comentarios sobre esta nota

Comenta esta nota